viernes, 16 de julio de 2010

Diputados mexicanos: "vergüenza" por Calderón y aplausos para Cristina Fernández


Las comparaciones son odiosas. Sin embargo, tratándose de países latinoamericanos con sociedades similares, dos legisladores de México se han atrevido a formularlas para evidenciar los contrastes entre dos presidentes frente a un mismo tema.

A sólo horas de que el parlamento argentino aprobara el matrimonio gay (válido para todo el territorio nacional), la diputada Enoé Uranga y el asambleísta David Razú han lamentado que Felipe Calderón haya impugnado la ley de matrimonio gay del Distrito Federal frente a la Suprema Corte de Justicia de México mientras Fernández de Kirchner, en la vereda opuesta, se haya pronunciado a favor del matrimonio igualitario.

Para Uranga, en la acción de inconstitucionalidad promovida contra las bodas gay, Calderón “vergonzosamente” colocó sus creencias religiosas por encima de sus responsabilidades de Estado mientras que en Argentina, la presidenta Fernández demostró ser una estadista que gobierna “para un país diverso en una democracia moderna”.

“Cátedra de derechos humanos”

Por su parte, el diputado David Razú –impulsor de la ley de matrimonio gay en el Distrito Federal- consideró que mientras la capital mexicana “abrió una puerta” en diciembre pasado, Argentina “abrió un portón”, pues le dio a Latinoamérica una “cátedra” en derechos humanos.

No hay comentarios: